lunes, 16 de noviembre de 2015

Una boda impresionante.

Como os comenté el viernes, el sábado tuvimos una boda muy especial, y de verdad que todas nuestras bodas lo son, pero esta lo fue un poquito más. 

Nos presentaron todo un reto en organización. Había distintos momentos musicales con audios de radio, ya que Itziar trabaja en ella y una intervención por parte de Miguel al comienzo muy divertida, haciendo que esperaba a Itziar escuchando música, como muchas veces lo tuvo que hacer en el metro cuando quedaban y ella le hacía esperar, en la ceremonia de la arena participaron tanto los padres como unos amigos y todo esto con la particularidad de que ambos son ciegos.



Y os enseño esa primera foto para que veáis cómo estaban de arropados los novios. Impresionante, de verdad, hacía mucho que no veía unos invitados tan entregados a la ceremonia, no paraban de aplaudir, de gritar viva los novios, no se movieron en toda la ceremonia, al revés, cada vez se acercaban más para no perderse ni un detalle.



Cuando Itziar llegó a la mesa de la ceremonia Miguel tuvo su momento para ver el vestido de ella, ya sabéis que en otras ocasiones he mencionado la cara que ponen los novios cuando ven por primera vez a la su futura mujer vestida de novia, pues ellos también tuvieron ese momentazo y cuando llegó Itziar, Miguel tenía que tocar su vestido para ver cómo era y su peinado, fue precioso.



Eligieron la ceremonia de la arena y aquí otro de los retos, ya que como he mencionado son ciegos los dos y la madre de Itziar también, y cuando no has trabajado nunca con personas ciegas te genera cierto nerviosismo porque no estamos acostumbrados y no sabemos cómo hay que hacer las cosas, pero creo que salió todo fenomenal, dentro de nuestro desconocimiento.



Hoy apenas os traigo fotos, hoy lo que os quiero transmitir es lo que significa casarse. 

Me hubiera gustado que todas esas personas, que cuando les digo lo que hago, me dicen cosas como, ¿pero todavía se casa la gente? y ¿para qué? y yo no me casaré nunca, o no volvería a casarme y frases de ese tipo. De verdad si hubieran estado el sábado allí hubieran visto lo que significa una boda más allá de una firma legal.  

Nosotras siempre decimos que los invitados no son simples invitados a un banquete, sino que sin ellos no tendría sentido una celebración así, y en esta ocasión es que fueron parte de la ceremonia fundiéndose con ellos desde el principio.

Este fin de semana ha hecho que me sienta más orgullosa, si cabe, de dedicarme a lo que me dedico, y creo que no podría dejar de hacerlo nunca.

4 comentarios:

  1. Sí que fue especial sí.
    Venga, ya he pillado la indirecta ¿vale? :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro que lo hallas pillado, ahora a ponerlo en práctica....

      Eliminar
  2. No se puede decir más claro y más bonito, espero que además, llegue muy alto porque cada sábado haces feliz a muchas personas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo que espero Mamen es hacerlo como mínimo tantos años como tu.

      Eliminar